viernes, 20 de septiembre de 2013

Los trabajadores de Malabá y Torre serán recolocados en las explotaciones de Tremor de Arriba.



Bocamina del Pozo Casares.

El medio centenar de trabajadores que se verá afectado por el cierre inminente de los grupos Malabá y Torre, sera recolocado en las otras dos explotaciones de Alto Bierzo que permanecerán abiertas en la localidad de Tremor de Arriba.

Los trabajadores se distribuirán entre el Pozo Casares y el cielo abierto de la localidad, sin embargo, a día de hoy, la situación de Alto Bierzo -interior- no es la mejor, pues tan sólo se están llevando a cabo labores de mantenimiento mientras 133 trabajadores están en ERE.


Cuando en LA CEPEDA CHIC tomamos estas imágenes en el año 2010, varios mineros permanecían encerrados en el interior del pozo.

Todo indica que al reiniciarse la actividad laboral, los grupos de Casares y el cielo abierto no podrán absorver a toda la plantilla, pero las previsiones pasan porque las bajas incentivadas y las prejubilaciones regulen y ajusten la plantilla.


No hay comentarios:

Publicar un comentario